Simplificá el día a día de tu empresa con un sistema CRM

Última actualización: 27/03/2020

Te contamos por qué las empresas invierten en sistemas de Customer Relationship Manager y cómo colaboran en su gestión diaria.

Las empresas siempre buscan funcionalidades nuevas que ayuden a su negocio. Una de las más utilizadas, es contar con un CRM (Customer Relationship Management) para innovar en tareas de comunicación con el cliente, envío de presupuestos, almacenamiento de datos, agenda y manejo de reclamos. Así, los equipos de Sales, Marketing y Customer pueden tener una fuente centralizada de información.  

Los procesos dentro de tu empresa pueden optimizarse, ahorrando tiempo y recursos, con el uso de un CRM. Sin embargo, dependiendo del tamaño de tu compañía este sistema puede tener distintas funciones:

  • Pequeñas empresas: sirve para centralizar los datos y simplifica la comunicación con los clientes, ya que el equipo está formado por pocos miembros y sus recursos son blocs de notas o el correo electrónico.  
  • Empresas medianas: ayuda a crear, administrar, automatizar y medir el proceso conjunto que llevan adelante los equipos de Sales y Customer para resolver las consultas y reclamos de los clientes.
  • Grandes empresas: pueden impulsar el trabajo interequipos, personalizaciones más detalladas y la administración de cuentas para garantizar que los clientes reciban una atención prioritaria.  

¿Por qué tener un CRM?

  • Centraliza toda la información de tus clientes en una única base de datos

El uso de esta herramienta simplifica la inserción de registros de una forma organizada y común a toda la empresa. Así, vas a tener una visión completa y global de tu negocio.

  • Facilita la carga, gestión y recuperación de datos de tus clientes

Permite introducir, gestionar o recuperar la información.  

  • Transforma tus datos en información útil 

Un CRM te proporciona toda la información referida al cliente y también toda la que tiene que ver con las políticas, estrategias y departamento comercial. De ese modo, vas a poder fijar desde rutinas de trabajo hasta tomar decisiones relacionadas con las ventas.

  • Posibilita la segmentación de tus clientes

Al introducir la información como registro analizás los datos de compra y venta segmentados para poder especializar aún más las promociones y la comunicación a tus clientes.

  • Mayor personalización

La información que te aportan estos sistemas te permite conocer los gustos e intereses de tus clientes de forma rápida y adecuar tus estrategias comerciales a cada uno de ellos.

  • Gestión más controlada

Vas a poder administrar tu negocio de manera más efectiva al conocer el estado de los pedidos, el stock, los presupuestos y los tiempos de servicio.

  • Incrementa la probabilidad de retener a tus clientes y lograr que consumas más

Al conocer el ciclo de compra de los clientes, sus gustos, hábitos o medios en los que participa, podés crear promociones especiales para aumentar su intención de compra. 

  •  Medir los resultados

Disponer de un CRM  te brinda tener acceso inmediato a estadísticas, campañas, resultados y status del comportamiento de los clientes. Además, vas a saber cómo los cambios en las estrategias comerciales afectan las tendencias de ventas.

Mejorá los procesos en tu empresa y centralizá la información invirtiendo en un CRM. #RealTips.

Dejá tu comentario